¿Cuál es una de las primeras cosas que aprendemos a hacer como personas?
Todos hemos aprendido a valorar y a catalogar a las personas en función de sus logros, de sus títulos, de su profesión. Sin darnos cuenta, seguimos adquiriendo nuestros propios logros comparándonos con los demás, para evaluar desde esa perspectiva nuestra valía.
¿Cuándo nos daremos cuenta de que no somos nuestro trabajo, nuestros estudios, nuestros título?

 

Somos mucho más que eso, tenemos que aprender a valorarnos desde lo que somos como personas, porque lo que somos como personas será gran parte del legado que dejaremos en este mundo, de lo que queramos dejar como recuerdo de nuestro paso por esta vida. Para elegir nuestro legado tendrás que decidir que camino has de tomar y una vez elegido el camino empieza a caminar aunque veas que no pueda ser ese camino fácil y cómodo que a todos nos gustaría tener y disfrutar. Debes ser consciente de que es el camino que tú como persona has elegido andar.
El camino se encuentra y se anda si has encontrado el sentido necesario para asumir el esfuerzo necesario que vas a tener que realizar para conseguirlo. Ese sentido unido a un propósito hará que progreses y mejores cada día nuevo de camino.
De esta forma, algún día, habrá alguien que mire atrás y sepamos que ese alguien, con nuestro ejemplo, ha podido vivir mejor. Piensa que aunque sea una sola persona, esa mujer o ese hombre habrá tenido una nueva oportunidad y habrás logrado que se levante porque hubo una persona que con su legado le ayudo a levantarse y salir de la oscuridad donde se encontraba.
Por tu legado, deja de catalogar a los demás.
Ofrece y recibirás.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario